La resiliencia en las altas capacidades

keywords-2488210_640

Tengo previsto ir de excursión este fin de semana para desconectar del día a día y, de paso, conectar con la naturaleza. No me cabe duda de que me lo voy a pasar muy bien y que el descanso me vendrá de lujo. Pero llega el día y el cielo aparece encapotado. Unas nubes negras van a estropear mis planes.

¿Qué hago ante este contratiempo?

Tengo varias opciones, pero todas pasan por la actitud con la que tomemos esta circunstancia sobrevenida sobre la que no tenemos ningún control. No podemos gestionar la tormenta que se avecina. Pero sí podemos regular las emociones y los pensamientos que nos asaltan.

Podemos resignarnos o, en el extremo opuesto, aceptarlo. La resignación supone el fin de una lucha interna entre nosotros y las circunstancias: las circunstancias ganan la batalla y yo la pierdo. Encontramos una relativa “paz” pero en modo alguno alcanzamos “descanso”. Se activa la emoción del resentimiento: por “culpa” de la tormenta hoy no podré ir de excursión. Si las circunstancias tienen forma de persona, la sensación de derrota se queda anclada y hasta que no se logra la ‘venganza’ o el resarcimiento por el mal que nos ha provocado no logramos descanso.

El único modo de alcanzar descanso es cambiar nuestra mirada, aceptando las circunstancias que no podemos cambiar sin traducirlas como una derrota. Nos replanteamos la razón por la que queríamos irnos y buscamos alternativas dentro de nuestras posibilidades. Si queremos desconectar siempre hay otras opciones (ir al cine, leer, quedar con amigos, etc) y podemos conectar con la naturaleza de otro modo, disfrutando de un paisaje húmedo dando un paseo a pie o en coche.

Pues bien, la aceptación denota nuestra capacidad para “recuperar la forma” (el descanso o equilibrio interno) que teníamos antes de que llegara la tormenta. Esa habilidad la conocemos con el nombre de elasticidad.

Si afrontamos una situación con rigidez (dureza) hablaríamos de resistencia. En cambio, si la gestionamos con elasticidad estaríamos hablando de resiliencia.

En esta entrada, Teresa Pérez nos introduce en el interesante mundo de la resiliencia y aporta algunos consejos para poder desarrollarla en nuestros hijos… o en nosotros mismos.

Esperamos que os sea de utilidad.

Sigue leyendo “La resiliencia en las altas capacidades”

Anuncios

¿Por qué no hablas más sobre adultos con altas capacidades?

fantasy-2861107_960_720

El otro día un adulto con alta capacidad intelectual al que conozco virtualmente desde hace años me lanzó una pregunta similar a la que encabeza esta entrada. Lo cierto es que es una pregunta importante y creo que merece una respuesta algo más elaborada por este medio.

Sinceramente, no creo que sea la persona más indicada para hablar de los adultos con alta dotación intelectual  general (gifted) ni de los adultos con gran habilidad específica (talented). Es cierto que soy de los pocos casos de personas con más de cincuenta años que tiene una valoración desde pequeño que me ha permitido integrar esa información sin darle demasiada importancia. Y eso ayuda bastante, sobre todo viendo los conflictos internos que suele generar en muchos adultos una identificación tardía. Esto pude comprobarlo hace pocos años con la llegada a España del libro de Jean Siaud-Facchin ¿Demasiado inteligente para ser feliz?, texto que supuso una auténtica catarsis en el colectivo, y más en los adultos que lo leyeron. Para muchos fue una sacudida sin precedentes y la gestión de todo eso en ocasiones no es sencilla.

También lo es que llevo diez años involucrado en el ámbito de las altas capacidades y que, a nivel personal, quise hacer una valoración crítica de los instrumentos que se usaban para determinarlas desde la propia experiencia. Me puse en manos de una profesional con amplio bagaje en 2010 y realicé una batería de pruebas cognitivas y de personalidad, aparte de una entrevista personal. Un informe muy completo, en definitiva. Esas pruebas corroboraron lo que ya sabía desde pequeño, así que no hubo ningún conflicto interior que resolver. Pero sí me sirvió para entender en primera persona las limitaciones de esos instrumentos que tratan de determinar quien “es” y quién “no es” de cara a una intervención educativa diferenciada. No me detendré aquí a detallarlas. Se lo iba comentando a Susana mientras revisábamos las pruebas, lo que pedían y lo que pretendían medir.

He conocido a muchos adultos con altas capacidades a lo largo de estos años, tanto a nivel virtual como real. Y he llegado a la conclusión más obvia: cada uno somos de nuestra madre y de nuestro padre. No existe un patrón universal único que nos diferencie del resto de personas, más allá de que cada uno presenta un alto nivel cognitivo en una o varias áreas, que es la “huella” o el “sello” distintivo de las altas capacidades intelectuales, como su propio nombre indica. Todos los demás añadidos que se le reconocen a las personas con AACC están muy cogidos con pinzas. Sobre todo en el ámbito emocional, que es el que más vende hoy día. Y digo vender porque lógicamente el adulto con AACC no interesa a la sociedad por lo que es o por lo que le pueda aportar. Más allá de alguna noticia en la que salen adultos contando sus vidas e inquietudes personales. Ese asunto, sinceramente, es irrelevante. Como es irrelevante mi vida y mis inquietudes. Esto no nos diferencia del resto de personas.

¿Que tengo un modo de procesar la información diferente a la mayoría? Sí, ¿y qué? ¿Eso me hace mejor o especial? No lo creo. ¿Que me interesan algunos temas de mayor profundidad y no suelo encontrar personas en mi día a día que tengan inquietudes similares? Pues sí, ¿y qué? No pasa nada. También me interesa mucho el fútbol, la política o incluso la música bailable, todos ellos bastante simplones o superficiales. No ando todo el día en una nube de filosofía y trascendencia. Me gusta, como he dicho en alguna ocasión, la gente buena, amable, desprendida y alegre. Con eso ya me siento cómodo y puedo integrarme en cualquier conversación sin sentirme mal o “desaprovechado”. Cada uno es como es y le interesan los temas que le interesan. Si estás en un ambiente en el que no se trata lo que a ti te gusta tienes varias opciones: introduces el tema tú mismo, sigues el tema que se esté tratando con normalidad o te vas, física o mentalmente. Nada más…

La vida es muy corta e intensa para darse demasiada importancia. Estamos aquí de paso. Pisamos, dejamos huellas en algunas persona y el tiempo termina por borrarlas. No hay más.

Los adultos con altas capacidades no somos seres especiales. Ni, por supuesto, somos “una especie diferente”. Somos seres absolutamente normales que tenemos la suerte de tener alguna habilidad cognitiva por encima de la media, como otros tienen la suerte de tener alguna habilidad motora, musical, visual, emocional o de cualquier otro tipo.

Eso no quita que crea que la sociedad en la que vivimos despilfarra estas habilidades cognitivas. Primero, porque no las comprende (los mitos y estereotipos -negativos o positivos- no ayudan) y segundo porque no piensa a largo plazo. Invertir en talentos distingue a las sociedades avanzadas de las atrasadas, y los países como el nuestro que no los cultiva los pierde en el camino. O se los llevan otros países que les dan las oportunidades que aquí no tienen para desarrollarse.

El trasfondo que explica todo esto es la crisis de conciencia que como sociedad vivimos. Somos incapaces de ver más allá de nuestros ombligos o de lo más operativo, de lo que necesitamos con urgencia, ya de ya. Y que eso no lo puede cambiar una persona, ni dos, ni tres. Es un asunto de toda la tribu. De largo alcance.

Por estas razones no suelo hablar de adultos con altas capacidades. Rechazo de plano tanto los estereotipos negativos que anclan los medios de desinformación como los estereotipos positivos que anclan algunos investigadores y que sirven para que muchas personas se apeguen a ellos, generando un discurso que no comparto en absoluto aunque esté dentro de los parámetros descritos. E insisto. No, no somos especiales. No, no somos una especie distinta ni una avanzadilla de una especie mejor como he visto escrito por uno de esos adultos que no supo gestionar su reconocimiento tardío. Y como no lo veo, pues no hablo de ello para no incordiar más. Que cada uno elija el camino de consuelo que desee seguir.

Alta capacidad: 25 señales de incomprensión en la escuela

854227-Mary-J-Blige-Quote-We-are-all-just-a-work-in-progress.jpg

Artículo original: 25 signs your gifted child is misunderstood at school

Gail Post, Ph. D.

La mayoría hemos pasado por esto. Esa sensación de hundimiento cuando tu niño con alta capacidad se aburre, se desmotiva o se siente desdichado en la escuela. Esa incertidumbre sobre cuánto intervenir, cuándo defenderlo y decidir si acercarse a la escuela o tomar distancia cuando necesita algo más de lo que se le ofrecen.

Esto no pretende ser un discurso contra los profesores. Tienen un trabajo exigente y a menudo ingrato. He trabajado con muchos niños que han recibido una educación estupenda. Y mis propios hijos tuvieron la suerte de haber encontrado muchos maestros maravillosos en su periplo escolar.

Pero todavía hay algunos docentes que no entienden la dotación intelectual, no tienen el tiempo o la energía suficiente para atender las necesidades de estos estudiantes, o se niegan a atenderlos debido a un proyecto escolar erróneo, la presión de otros padres, la asimilación de conceptos erróneos, la falta de capacitación profesional o por sostener opiniones equivocadas sin respaldo en las evidencias desveladas por la investigación actual.

A continuación describo 25 señales que le indican que su hijo con alta capacidad puede ser incomprendido en la escuela. Son evidentes cuando…

Sigue leyendo “Alta capacidad: 25 señales de incomprensión en la escuela”

Marketing lastimero en las altas capacidades

CBBgYQNWYAERL51

En el ámbito de las altas capacidades se dan paradojas sorprendentes. Una de ellas es la escasa presencia de pensamiento crítico a pesar de ser una de las características que suelen destacarse de este colectivo.

Esta aparente paradoja se puede explicar diferenciando en primer lugar el pensamiento crítico del pensamiento criticón. Y en segundo lugar, distinguiendo el juicio crítico de la conducta crítica.

De forma muy simple, se puede diferenciar el pensamiento crítico del criticón analizando el fundamento de las opiniones que surgen de ellos. Si opinas sobre un tema con conocimiento de causa, se infiere que posees un pensamiento crítico -aunque sea ceñido a ese tema-. En cambio, si opinas sin fundamento lo más probable es que nos encontremos con un pensamiento meramente criticón. Pensamiento que suele contagiarse fácilmente y expandirse hacia cualquier contexto. El ejemplo del “maestro liendre, que de todo sabe y de nada entiende” sería su extremo más reconocible.

También debemos distinguir el juicio crítico del comportamiento crítico. Puedes analizar con absoluta precisión una situación y, sin embargo, no hacer nada para cambiarla. El comportamiento crítico es una consecuencia natural del juicio crítico cuando no domina la escena el miedo a actuar.

Sigue leyendo “Marketing lastimero en las altas capacidades”

What is giftedness?

gifted-students-what-is-giftedness-the-gifted-child-workshop-part-3-3-638

¿Puedes definir la Alta Capacidad (dotación intelectual)? Adelante, ¡no seas tímido!

En nuestro ámbito subsiste una curiosa creencia: pensar que cuando usamos términos como gifted (dotado) o giftedness (dotación) recogidos de la cultura anglosajona el que está enfrente no solo lo va a entender perfectamente sino que lo va a usar con el mismo sentido. Esta creencia, subterránea, incrementa sustancialmente el nivel de confusión existente. Parece que algunos olvidan que esos términos (dedos) apuntan a diferentes significados (lunas), señalan diferentes realidades. Esos términos, en definitiva, transitan en espacios de significación alejados entre sí. Tanto que en los diálogos se producen notorias discrepancias sin advertir que se está hablando de cosas distintas todo el rato.

Esta falsa sensación de unidad semántica se traslada a bloque cuando leemos textos traducidos al castellano. Salvo que el autor de la traducción tenga la deferencia de aclarar en qué sentido está usando el término gifted, no sabremos si se refiere a un determinado nivel de cociente intelectual, a una capacidad de corte académico, a un potencial natural o a un desarrollo asincrónico de la persona.

Entonces…

Sigue leyendo “What is giftedness?”

La ansiedad en las Altas Capacidades

anxiety-2019928_960_720.jpg

La ansiedad es una respuesta fisiológica que experimentamos todas las personas. Esta precisión es importante a la hora de abordar una entrada como esta. Las personas con altas capacidades intelectuales no son más ansiosas que el resto. Ni siquiera son ansiosas “de manera diferente”. Sobre esto investigó la Dra. Dolores Valadez en este artículo. No se encontraron diferencias significativas en este componente entre el grupo de control y los individuos identificados con superdotación intelectual.

Esta es una premisa fundamental para no asociar esta manifestación del cuerpo exclusivamente a un determinado colectivo. En todo caso, como una de las características asociadas al colectivo es la de “darle muchas vueltas a los asuntos” [pensando mucho], se le presupone cierto nivel de riesgo potencial de sufrir determinadas respuestas excesivas como pueden ser la ansiedad, el estrés o la depresión. O no, claro, porque siempre dependerá de la habilidad para gestionar este tipo de respuestas, pensando bien.

Quiero agradecer la colaboración de los miembros del grupo de trabajo ERFE y especialmente a María Teresa Pérez por aportar varios de estos enlaces y algunas ideas interesantes para conocer mejor este tema.

Sigue leyendo “La ansiedad en las Altas Capacidades”

Las altas capacidades en la Universidad de Málaga (UMA)

Castro-Zamudio, S.; García-Román, Mª.D.; Tomé-Merchán, D. y Viguera-Mínguez, E.

 

¿CONOCES GuíaMe-AC-UMA?

GuíaMe-AC-UMA es un programa de enriquecimiento mediante talleres mentor universitarios realizado por Investigadores y profesores doctores de la UMA, dirigido a alumnado con Altas Capacidades Intelectuales (AACCII) desde 3º ESO a 2º de Bachiller y Ciclos Formativos de Grado Medio y Superior, coordinado y evaluado por especialistas de la Psicología y la Educación.

 

¿CUÁL ES NUESTRO ORIGEN?

Durante el curso académico 2010-2011, la profesional especialista en AACCII del Equipo de Orientación Especializado (EOEE) de Málaga, Mª Dolores García Román, planteó la idea a la Delegación Provincial de Educación y a la UMA de un Programa de Talleres Mentor en la Universidad de Málaga, para el alumnado preuniversitario de Secundaria (3º y 4º), Bachillerato y Ciclos Formativos, identificado de AACCII.

Esta idea y propuesta se desarrolló en la UMA por un Equipo Técnico-Gestor  cuyos componentes actuales son la Dra. Serafina Castro Zamudio, Dña. Mª Dolores García Román, D. Diego Tomé Merchán y el Dr. Enrique Viguera Mínguez.

foto  1 Sera.jpgFoto  2 Lola.jpgFoto  3 Diego.jpgFoto  4 Enrique.jpg

En el curso académico 2012-2013, se materializó la primera edición del programa Talleres Mentor. Para ello contamos con un total de 9 mentores, 10 talleres y la participación en el programa de 42 chicos.

Durante los siguientes cursos académicos, desde 2013 a 2017, el Programa  Talleres Mentor se presentó en la Convocatoria de ayudas de la FECYT, incluido dentro de las actividades de Encuentros con la Ciencia, dirigido por el Dr. Enrique Viguera Mínguez  y desarrollamos las ediciones II, III, IV y V como una actividad de talleres de Ciencia con Talento Creativo, dirigido a alumnado con AACCII. El Programa, integrado como uno más de las diversas iniciativas que componen el referido proyecto, ha tenido diversas denominaciones y es a partir de la V edición cuando adopta su nombre definitivo: Talleres Mentor “GuíaMe-AC-UMA”.

Logo GuiaMe 2017

Desde la segunda hasta la actual edición, podemos hablar de las siguientes cifras:

  • En la II edición, curso 2013-2014, se ofertaron un total de 17 talleres, contamos con 16 mentores y participó un total de 92 alumnos.
  • En la III edición, curso 2014-15, concurrieron 25 talleres, 23 mentores y hasta 181 alumnos.
  • En la IV edición, curso 2017-16, fueron 26 los talleres que se celebraron, 21 mentores los que colaboraron y alrededor de 150 alumnos como participantes.
  • En la V edición, curso 2017-18, contamos con un total de 30 talleres, participaron 25 mentores y asistieron 190 alumnos.
  • En la presente edición contamos con un total de 45 talleres, 41 mentores y la matrícula está abierta por lo que no podemos saber el número total de alumnos participantes, pero nos encontramos en cifras próximas a los de la V edición.

Cada edición se clausura con un concurso que se celebra en Ámbito Cultural de El Corte Inglés en colaboración con Encuentros con la Ciencia y con financiación de la FECYT, donde el alumnado prepara y defiende en sesión pública y abierta sus propuestas, que deben estar basadas en los aprendizajes, preguntas o retos lanzados en uno o más de los talleres y en los cuales hayan querido profundizar, por el interés que les haya despertado. Cada año nos sorprenden por la gran calidad de los trabajos presentados. Un jurado evalúa los proyectos presentados y otorga entre tres y cuatro premios consistentes en tarjetas regalo de El Corte Inglés para material bibliográfico o de papelería.

Acto clausura 1Acto clausura 2

Fotos del concurso de la V edición del programa GuíaMe-AC-UIMA

 

¿CUÁLES SON LOS FUNDAMENTOS DE GuíaMe?

  1. El Plan de Atención al Alumnado con NEAE (Necesidades Específicas de Apoyo Educativo) por presentar AACCII de la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía (2011-2013).
  2. La atención a los intereses del alumnado con AACCII y sus necesidades educativas y psicológicas.
  3. La sensibilización y formación de los Mentores universitarios, además de su colaboración entusiasta, solidaria y altruista.
  4. La evaluación de nuestras actividades y el seguimiento continuo del proceso y de los resultados por parte del Equipo Técnico, Equipo Mentor, alumnado y familia.
  5. La estrecha cooperación con los Orientadores de los IES y Equipos de Orientación Educativa y Equipos Especializados en AACCII, y con la Administración Educativa.
  6. La implicación de las familias.

 

UNA NUEVA INICIATIVA: EL PROGRAMA CICERÓN

Tras seis ediciones del programa, hemos decidido que, por fin, ha llegado el momento de intervenir con un colectivo al que siempre hemos tenido en mente, pero con el que no hemos realizado más que intervenciones esporádicas e informales: el alumnado universitario con Altas Capacidades Intelectuales.

Nos referimos a un alumnado al que hemos alentado, gracias a los talleres GuíaME y al trabajo con el Equipo Mentor, además, por supuesto, de todos los agentes educativos, a que inicie y se implique activamente en la vida universitaria (científica, académica y social). Podríamos decir que, una vez llegados a este punto “nuestro trabajo ha terminado”, pero la experiencia nos ha dicho que ni mucho menos es así.

Son muchos los alumnos universitarios que han manifestado expresamente su interés por continuar vinculados al programa, pues, aunque en el pasado hayan colaborado con tareas organizativas (principalmente en el acto de inauguración), querían ir más allá. Fruto de sus inquietudes y demandas, mantuvimos con ellos varias reuniones durante los meses de verano de 2017, para darles voz, registrar sus ideas y, finalmente, canalizarlas y operativizarlas hasta que han resultado tres “patas” de la “mesa” a la que hemos denominado como “Iniciativa Cicerone”, las cuales son:

  1. Supervisión y ayuda al Equipo Mentor en el desarrollo de sus talleres GuíaME

Los cicerones pueden participar simplemente ayudando al Mentor en la supervisión del alumnado asistente o puede ir más allá e implicarlo activamente en el taller, realizando juntos el diseño de la actividad, dejando al cicerone abordar uno de los apartados del mismo, etc.

  1. Participación activa o como oyentes en prácticas o clases de las titulaciones en las que imparte sus asignaturas el Equipo Mentor

El Equipo Mentor suele mostrarse dispuesto a que el alumnado con Altas Capacidades acuda como oyente a sus clases en las titulaciones que imparten. Esta medida pretende facilitar y favorecer este tipo de contacto entre cicerones y mentores.

  1. Proporcionar orientación académica y universitaria al alumnado que participe en el Programa GuíaME-AC-UMA

Es la medida de más calado socioemocional. Siguiendo la idea de la mentoría, los cicerones se presentan como una figura cercana al alumnado de GuíaME que puede resolver dudas académicas y universitarias, actuando, además, como referente por su condición de presentar Altas Capacidades Intelectuales.

Tras las reuniones y sesiones de trabajo que hemos compartido desde verano, actualmente son 11 los cicerones que participan en esta iniciativa los cuales están demostrando una implicación y madurez de la que, como adultos que hemos estado con ellos durante muchos años, nos sentimos muy orgullosos y, sobre todo, agradecidos, por su participación altruista, proactiva y solidaria para con sus iguales.

 


foto sera 2 para reseña CV

Dra. Serafina Castro Zamudio

Profesora Titular del Departamento de Personalidad, Evaluación y Tratamiento Psicológico de la Facultad de Psicología de la Universidad de Málaga (UMA). Directora de dicho departamento desde 2010.

Ha participado como docente en varios cursos de especialización en Altas Capacidades organizados por la UMA, concretamente en el I, II, III, IV y V curso de Titulaciones Propias, titulado “Altas Capacidades Intelectuales” así como en los cursos Online de Formación Universidad-Empresa en la I, II, III y IV edición, titulado “Altas Habilidades Intelectuales: Necesidades específicas y atención psicoeducativa” de la Universidad de Málaga. De igual modo, ha sido docente en alguno de los cursos de formación de la Fundación Avanza, dirigido a padres.

Ha participado como ponente, en mesas redondas, comunicaciones, conferencias, etc. en distintos congresos y jornadas tanto nacionales como internacionales en Almería, Marbella, Málaga, Murcia, Tenerife, Mallorca, Santander, etc. tratando distintos aspectos de las altas capacidades así como dando a conocer el programa de mentorías universitarias que desarrolla en la UMA.

Tiene diversas publicaciones en revistas, actas de congresos y capítulos de libros sobre altas capacidades.

Pertenece a la Red REINEVA (Red Internacional de Investigación, Intervención y Evaluación en Altas Capacidades Intelectuales).

Miembro del Equipo Técnico de un Programa de Mentorías Universitarias para alumnado con Altas Capacidades Intelectuales que se desarrolla en la UMA y que va por su VI edición.

Socia y miembro de la Junta Directiva de la Asociación Malagueña para el apoyo a las Altas Capacidades (ASA) desde 2008.